13 OCT (MEX) .- Pau Donés estaría cumpliendo 55 años y, como muestra del gran cariño que le tenía la localidad en la que nació en España, recibió un homenaje póstumo en el cual quedaron eternamente plasmadas sus dos más grandes pasiones: la música y las montañas.

Autoridades de Montanuny y parte del equipo médico que lo ayudó en su tratamiento contra el cáncer develaron una estatua que simula al vocalista de Jarabe de Palo tocando su guitarra en la cima de un elevado risco tal y como lo hacía en vida.

“De parte de todos los sanitarios a Pau Donés Cirera. En agradecimiento por su actitud viral y por la gratitud y empatía que siempre demostró con todos y en especial con el colectivo sanitario”, se puede leer en la placa que se encuentra al pie de la escultura.

Este no es el primer homenaje póstumo que se le rinde a Pau, fallecido el 9 de junio del año pasado, pues cabe recordar que a mediados de este año tuvo lugar un festival en el que sus ex compañeros de grupo hicieron acto de presencia y lo recordaron entonando todas las canciones que él convirtió en éxitos en vida. 

Fiera Lasa/Mezcalent.com 

<i>Prohibida su reproducción parcial o total. La copia o distribución no autorizada de este artículo y su correspondiente imagen infringe los derechos de autor.</i>